La actividad agrícola está estrechamente ligada con el ambiente natural en el cual tiene lugar. Hay una intensa interacción entre la agricultura y el medio ambiente dado que los elementos más importantes del medio natural tales como el suelo, el agua, el aire y los organismos vivientes, proporcionan los elementos básicos y los recursos para la producción agrícola.

Publicado: 2014-12-15